4 de septiembre de 2009

A veces estoy mal, a veces estoy bien.


Cuando terminás un ciclo y te vas de un lugar al que vas a extrañar te sentís triste, nostálgica.


Ver que tus (ahora ex) compañeros empiezan a sentir tu ausencia y te dan todo su cariño, te llena de felicidad.



A veces la tristeza es hermosa.

1 comentario:

Desertora dijo...

O sea que estás desempleada? Bu.
Bienvenida a mi mundo de pobreza.