30 de abril de 2011

Adiós.

A medida que nos acercamos a la muerte,también nos inclinamos hacia la tierra.Pero no a la tierra en general , sino a aquél pedazo a aquél ínfimo pero tan querido , tan añorado pedazo de tierra en que transcurrió nuestra infancia.(...)Siempre he añorado los ritos de mi niñez , con los reyes magos que ya no existen más(...) Hoy a esos reyes magos les pediría una sola cosa: que me volviran a ese tiempo en el que creía en ellos, a esa remota infancia , hace mil años(...) la irrecuperable magia de mi niñez , , con sus navidades y cumpleaños infantiles, el rumor de las chicharras en las siestas de verano...

Antes del fin.



Ernesto Sábato



2 comentarios:

Milagros dijo...

Ernesto Sabato fue un capítulo de mi vida, de mi adolescencia.

Sobre héroes y tumbas cambió mi forma de ver las cosas, hasta la vida te diría. Leer y sentir cómo Alejandra nadaba en el mar, o verlo a Martín acostado con ella,tratando de buscarle un sentido a ese abismo que los separaba, o encontrar esa frase que un día te pasé ("no hay casualidades sino destinos...") y ver cómo se reflejaba en mi vida desde que nací, fueron cosas que me cambiaron totalmente.


Después vinieron todos los otros libros...abbadon, el túnel, antes del fin, uno y el universo, etc.

Cosas de la vida hicieron que llegara a detestar ese libro que tantas revoluciones me había provocado; hasta hoy...sí, esa frivolidad que tenemos de acordarnos de las persona cuando mueren.

Ahora me doy cuenta, que Sabato fue es y será parte de mí y que lo amo inmensamente.

The White Rabbit dijo...

gracias por tanto señor sabato u_u